jueves, 27 de octubre de 2016

Stripe tease socks

Ejem, ejem,... la loca de los calcetines otra vez. La verdad es que la calcetinitis me dio fuerte al final del verano y principio del otoño.


Estos son los Stripe tease. Son de lo más original, se tejen por tiras de arriba a abajo pero nunca se corta la hebra. Primero las tres tiras traseras, luego el talón, después las tres tiras de la suela y, por último, las tres tiras delanteras que van desde el elástico hasta la puntera. A pesar de ser entero a punto jersey, se hace entretenido y se teje bastante rápido.


Están tejidos con algo menos de una madeja de Pro Lana Golden Socks Cotton Stretch comprada en Tejeme (qué majica es Ana!). Mira que el algodón lo evito todo lo que puedo, pero esta mezcla es diferente. Es muy agradable al tacto, se desliza bien en las agujas, tejida queda consistente pero con algo de flexibilidad y se mete en la lavadora!!!!


El primer calcetín debí terminarlo más o menos donde comenzaba la repetición de color, porque las tiras de los calcetines son bastante parecidas, las rayas salen en el mismo sitio con unos milímetros de diferencia.


En el tiempo que llevan tejidos los he llevado bastante, y qué queréis que os diga, son muy calentitos, cualidad muy apreciada en Mordor (aunque aún no ha llegado el frío de verdad).


Me voy a RUMS, que me parece que hay más cosas tejidas, y ya os adelanto que la loca de los calcetines tiene otro par por enseñar (jijijijiji)


jueves, 13 de octubre de 2016

Coloreando en compañía

Esta es la historia del chal más aburrido de tejer de la historia... Tan aburrida acabé de él que ni ganas de hacerle fotos tenía, y se nota.


Pero la historia de detrás es bonita. Lo empecé a tejer en un tren hacia Barcelona en compañía de Helen. Tejer no tejimos mucho porque mientras hablábamos entre nosotras y con otras dos blogueras (más majas todas).

El patrón es el conocido Color Affection (al que alguien llamo una vez Color Infection jejejeje) Al principio, el chal avanza rapidísimo, pero cuando tienes más de 300 puntos en las agujas, cada vuelta se hace eterna. Y le cogí manía, sólo lo tejía entre proyectos hasta que le dí el empujón definitivo en agosto. Casi nada, seis meses para acabarlo!


Es bonito, abrigoso y tiene un buen tamaño (más de dos metros de punta a punta). La lana es una Merino Lace de Tejo lo que Hilo que ya estará descatalogada, porque hace un montón que la compré. Una pena, se trabaja bien con ella, se desliza sin problema en mis Karbonz, es suave y el chal es calentito. 


Ahora, todas a ver el chal de Helen, mucho más colorido y alegre que el mío. Y, por supuesto, a RUMS que va.


jueves, 6 de octubre de 2016

Kalajoki socks

Kalajoki es un río finlandés y también un patrón de calcetines.


Fáciles de tejer (por medio de aumentos y disminuciones se forman las ondulaciones), aunque se metieron varios proyectos por medio y tardé algo más de tres meses en acabarlos.


La lana es Admiral Unicolor de Schoppel Wolle comprada en Tejeme y las agujas, las de siempre, pero los detalles técnicos están en mi proyecto de Ravelry.



Enlazo a RUMS y ya tengo listo el próximo par :)


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...